?

Log in

No account? Create an account

September 2011

S M T W T F S
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 

Tags

Powered by LiveJournal.com

pau_chan in otherwonderland

Numero: 91/100
Título: We Could Be Heroes (5/??)
Fandom: Harry Potter
Claim: Tercera generacion
Extensión: +2000
Advertencias:
Notas:  ninguna


We Could Be Heroes

Capítulo 5

¿Sueños?

No querían salir de Alta, estaban muertos del miedo ¿y si les expulsaban? ¿Cómo estarían sus padres? ¿Y El Profeta? ¿Y qué harían ahora? Quizás podían ayudar a Hagrid como guardabosques, o a su padre a arreglar los papeles. Ni fueron a comer al Gran Salón, no querían ver a sus amigos tristes.

Neville les acompaño hacia la Oficina de la Directora, susurrándoles cosas como “Todo estará bien” pero eso les consolaba muy poco, quizás nada, Lily apenas tenía sus primeras semanas y no quería irse, quería continuar aprendiendo. Lily agarro la mano de ambos hermanos con fuerza para evitar llorar, James se arreglaba los lentes y Albus caminaba en silencio.

―B-Buenos días―Saludo James a McGonagall y a los ex directores.

―Buenos días, Potter, por favor, siéntense―

James les indico por el dedo que fueran detrás de él, Albus miro a sus tocayos nervioso mientras Dumbledore le sonrió para calmarlo, Lily iba atrás de su hermano intentando ocultarse, estaba tan preocupada que no noto que Severus Snape le seguía con la mirada, como si hubiera reconocido a alguien.

―En primera ¿Cómo están tus heridas, James? ―

―Bien, profesora―

―P-Profesora ¿Y Rooney y los Goyle? ―

―Ya hable con ellos, Albus, y quiero escuchar su versión, digan lo que digan, los señoritos Rooney y Goyle, usaron magia oscura y eso va contra las normas, en cuanto a usted, señorita Potter ¿quiere decir algo? ―

Albus Dumbledore tosió para interrumpir, los tres hermanos le vieron, ilusionados con que el ex director les salvara el pellejo, Dumbledore dijo, con tono suave.

―Minerva, deja a la pobre niña en paz, mírala, está muerta del miedo, aunque Al y Jimmy están igual de nerviosos ¿No es verdad, chicos? ―los tres asintieron y el viejo continuo hablando―Dime, pequeña niña ¿Cómo te llamas? El señorito Fred Weasley me comento de ti.

―L-Lily, Lily Luna Potter―

Snape casi sale del cuadro ¿Lily Potter? ¿Otra Lily Potter? Es cierto, la niña era pelirroja y era Gryffindor, pero tenía unas diferencias, tenía los ojos marrones y unas pecas alrededor de su nariz, la niña miro a los cuadros y dejo salir una sonrisa hermosa, igual a la de su abuela. Sus pensamientos fueron interrumpidos cuando Dumbledore hablo.

―Hermoso nombre ¿No es así, Severus? ―

Albus Dumbledore y Albus Severus contuvieron una risita, Snape les miro a ambos y Albus Severus volvió a estar tan serio como anteriormente, pero Dumbledore seguía con una sonrisa.

―Correcto, es un…muy bonito nombre―

―Muchas gracias, profesores―

―Bien, Lily ¿te puedo llamar por tu nombre? A James y a Al les llamo por su nombre―Lily asintió, dándole permiso y Dumbledore continuo― ¿Qué ocurrió con ustedes con los señoritos Rooney y Goyle? Por favor, chicos, guarden silencio para escuchar a su hermana menor.

Lily comenzó a explicarles la historia, de cómo después del partido de Quidditch Rooney y los hermanos de Goyle les habían atacado sin motivo alguno y como habían usado magia oscura y que a ellos aún no les enseñaban los hechizos capaces de protegerse de hechizos como esos y de como James había recibido el hechizo por sus hermanos y que estaban actuando en defensa propia. Dumbledore asintió en agradecimiento, cuando llego Neville junto con Frank, Hugo, Brittany, el resto de los nuevos merodeadores y Scorpius, Rose y Lorcan.

―Lo lamento, Minerva…―dijo Neville―Pero…

― ¡S-Si expulsan a Lily, Albus o a James, nos tendrán que expulsar a todos nosotros! ―Grito Frank

― ¡F-Frank! ―

―Nosotros podríamos tener razones―Hablo Fred―Pero ni Albus ni Lily se lo merecen, quizás Jamie sí, pero tampoco para expulsarles.

― ¡Si Albus se va, yo me voy! ―Dijo Scorpius y luego miro a James con una sonrisa―Tampoco tú, Potter, eres el único que me entretiene en los partidos buscador vs buscador. Y Lily apenas tuvo unas semanas, pobre chica.

McGonagall guardo silencio y luego comenzó a reírse, reírse como si fuera una broma, James casi se cae de la silla, nunca había visto a Minerva reírse, al rato se unió Dumbledore y todos los directores a excepción de Snape, los tres se miraron, preguntándose que era tan divertido para que la fría Minerva McGonagall se riera.

―Disculpen, chicos, pero la verdad no pude evitar reírme, no expulsare a los Potter, nunca tuve motivos para hacerlo, pero voy subirle 10 puntos a Gryffindor por el valor de James al proteger a su familia, si  no les molesta, les mandare una lechuza a su padre. Pueden retirarse. Lo mismo con ustedes, jovencitos―

―Albus, muchacho, cálmate, parece que hubieras esquivado una bludger que te venía a la cara. Gusto en conocerte, Lily―Hablo Dumbledore

―Lo mismo digo―Dijo Snape

Lily hizo una reverencia y salió detrás de James y Albus, los cuales le dedicaron una sonrisa excepcional a los cuadros antes de salir.

Snape parpadeo por un momento, creyó haber visto la silueta de Lily Evans.

En cuanto salieron, Lily estaba llorando de la alegría, James y Albus cayeron sobre la pared, sonrientes y abatidos, Frank sonriente estaba escuchando el regaño de su padre sobre ir al despacho de McGonagall así como así. Tan felices estaban que dijeron que se verían en el Hogsmeade el fin de semana.

Lily hizo un puchero, ella era una de primer año y no podía ir, luego James sonrió y le dio palmaditas en la espalda ¿eso sería que…? ¡Que tonta era! ¡La capa invisible de su padre! Albus fue derechito a la sala común a hacer sus tareas de adivinación (Si, existe tarea de adivinación) la profesora Trewlaney les había mandado a hacer un informe sobre algo que ocurriría en un futuro.

―Pon ‘Invasión a la Sala Común de Slytherin y ponerle cucarachas en la cama a Nicholas Rooney, Peter Goyle y Vincent Goyle’―Dijo James llegando de la nada y sentándose junto a la chimenea.

―No, porque no lo haremos James, en primer lugar ¿Cómo entraríamos? ―

―Gracias a tu amiguito Malfoy―

―Ajá, y supongo que los tres cabremos dentro de la Capa Invisible―

―El año pasado, Lorcan, Lysander, tú y yo, nos metimos a la sección prohibida, no sé si lo recuerdes. Bien que Lily, tu y yo, podemos entrar, además somos delgados ¿Te animas?―

―Yo si―Dijo Lily entrando en la sala común.

Albus suspiro cansado, sin duda alguna, el ser hijo de Harry Potter era difícil, tener a James Sirius Potter de hermano era estresante, pero tener a James Potter y a Lily Potter juntos, era bastante difícil. No por decir imposible. Al final acabo dándoles a ambos una sonrisa de complacencia, sería el más tranquilo de los tres, pero es un Potter y un Weasley, los problemas le buscaban.

―James ¿Me prestas tu capa invisible el fin de semana? ―

James le miro a través de sus lentes y sonrió.

― ¿Tu o más huéspedes? ―

―Cuatro personas, incluyéndome―

―Brit es rellenita, pero creo que si entran, Frankie y Hugo son delgaditos, así que no hay problema. La copia del mapa te lleva derechito al bar―

―Ustedes dos son una mala influencia para mi inocente persona―Dijo Albus con una sonrisa burlona.

―Ustedes dos son mi amuleto de la mala suerte―Dijo James

― ¡Yo también los amo! ―Dijo Lily riéndose, luego empezó una guerra de almohadas que continuo hasta quedarse dormidos abrazados el uno al otro como cuando aún eran críos que soñaban con ir a Hogwarts. Ahora que lo pensaba, todo era distinto ahora, Jimmy con su pandilla, Albus con la suya y ella con la suya, pero aun así, seguían siendo hermanos. Y eso era lo importante.

Lily tuvo un sueño muy extraño, en plena oscuridad, una voz le llamaba, pero ella no le reconocía o si, pero no sabía de donde venía, de repente, un pequeño ciervo apareció, uno blanco, y comenzó a hablar.

“Sígueme”

Lily empezó a seguirle y el camino, poco a poco, comenzó a ser más y más claro, se dio cuenta de que estaba descalza, y llego frente a un lago, ahí el cuervo desapareció, Lily miro al lago y se dio cuenta de que no eran sus ojos los chocolate quienes le devolvían la mirada, sino los mismos ojos verdes de su hermano, su padre y…su abuela.

Cuando se despertó, aún estaban James y Albus dormidos, era jueves y James tenia Runas Antiguas a primera hora, mientras Albus tenía pociones ¡y ella herbología! Agarro un cojín y los despertó a los dos, arreglándose más o menos, los tres salieron disparados a clases distintas. Lily pensaba que en serio debía verse con la profesora Trewlaney en el receso,  Harry, Ginny, tío Ron, tía Hermione, tío George, tía Angelina, Albus, James, Rose, Scorpius, y…bueno, medio mundo, consideraba que estaba loca y que adivinación era una materia ridícula. Albus confeso que la había tomado porque creía que era fácil, ahora pensaba seriamente en cambiarse a Estudios Muggle.

Cuando se encontró con Frank en camino a herbología, le conto sobre sus sueños, lo que no se esperaba, era que Frank no creía en lo absoluto que estaba loca, al contrario, que era perfectamente normal. Que quizás, su abuela le haya elegido para algo.

― ¿Pero qué? ―

―No lo sé ¿Qué podría querer? Digo, Voldemort está muerto gracias a tu papá, Bellatrix Lestrange está muerta, Peter Pettigrew también y el resto de los mortifagos están escondidos, no son lo suficientemente idiotas para volver sin otro líder. Además ¿pedirle ayuda a una cría de 11 años? Te acompañare a hablar con  Trewlaney, venga, hoy papá nos hablara sobre las mandrágoras

Cuando llegaron a herbología, se sorprendieron de que Neville no estuviera, según las lenguas, había un consejo de profesores, cosa extraña, normalmente esas cosas no ocurrían así como así, pero eso le sirvió de ayuda para hablar con la profesora de adivinación.

―Buenos días, profesora, somos Potter y Longbottom, queremos preguntarle algo―

―Dilo, querida niña―

―Tuve un sueño muy extraño en el que estaba en la oscuridad, pero vino un ciervo blanco y me empezó a alumbrar el camino, luego me condujo hacia un lago y cuando intento ver mi reflejo, no están mis ojos sino unos ojos verdes ¿eso significa algo? ―

La profesora le miro a través de sus lentes y Lily se echó para atrás, la mujer le agarro la mano y dijo.

―Los muertos se comunican con ustedes, sus hermanos también han venido, parece una señal, señorita Potter, yo que usted tendría cuidado, fuerzas oscuras vienen, señorita, y vienen por ustedes―

Lily asintió y se alejó rápidamente de la sala de adivinación, ya sabía que la profesora estaba un poco loca, incluso más que Luna Lovegood (y había sido nombrada en honor a ella, pero…hasta Lorcan y Lysander reconocían que a su madre le patinaba el coco) Frank corrió detrás de ella y se detuvieron justamente en donde estaban los trofeos de Quidditch y se quedaron mirando.

― ¡Mira! Mis abuelos están aquí―Señalo Frank emocionado― ¡El equipo de Quidditch de Gryffindor de aquella época! ¡Y tu abuelo también esta!

Lily vio sonriendo la foto del equipo, con los nombres en rojo y amarillo.

“Campeones de la Copa de Quidditch de Hogwarts de 1978:

James Potter: Buscador y cazador

Mary Macdonald: Golpeadora

Fabián Prewett: Golpeador

Alice Prewett: Cazadora

Sirius Black: Cazador

Gideon Prewett: Buscador

Frank Longbottom: Guardián”

James Potter estaba sosteniendo la copa junto con Macdonald, James le sonrió a su nieta y Mary le saludo con la mano libre, Fabian les miraba con orgullo a ambos, parado a la derecha de James, Alice estaba sentada en el piso, mirando a Frank II con una gran sonrisa, Frank miro a su nieto y tocayo como con curiosidad, Gideon estaba parado  la izquierda de James y les miro por encima de sus lentes a ambos, Sirius Black estaba en el piso también y le dedico a ambos una gran sonrisa burlona, la misma que Jimmy tenia.

―Wow, me parezco mucho a mi abuelo ¡genial! Si pudiera tener esta foto, se las mostraría a ambos en San Mungo, aunque ya las enfermeras dicen que no tienen mucho tiempo de vida―

―Lo siento, Frank―Lily sabia la historia de los Longbottom

―No importa, de todas maneras, ellos debieron estar muertos hace mucho tiempo para sufrir menos, pero su carácter ha mejorado mucho, según mi padre, desde la muerte de Bellatrix Lestrange―

Ambos se quedaron un rato viendo los premios anuales de los ex alumnos, Lily descubrió cosas como que Alice Prewett y Frank Longbottom fueron ‘Pareja del Año’, Lily Evans y James Potter habían sido ‘Mejor Beso’ ya que, James le había clavado un besazo a su novia después de la Copa ganada por Gryffindor, Sirius Black fue ‘Hombre del Año, mientras Remus Lupin y su abuela, habían sido los mejores estudiantes, Severus Snape fue el mejor estudiante de pociones, Bellatrix Black había sido la ‘Mujer del Año’, entre otros.

Luego fueron a la época de su padre, Ronald Weasley y Hermione Granger fueron pareja del año, los padres de Lily fueron ‘Pareja del Año’, y luego llegaron a la parte de la batalla de Hogwarts.

“Batalla de Hogwarts

Gracias al valor de:

 Harry Potter

 Ronald Weasley

Hermione Granger

Neville Longbottom

Ginny Weasley

 Luna Lovegood

George Weasley

Molly Weasley

Percy Weasley

Seamus Finnigan

Dean Thomas

Lee Jordan

 Entre muchísimos otros cuyo valor no tiene valor, han derrotado a los Mortifagos encabezados por Lord Voldemort...

Sin embargo, hubo sacrificios, como ocurre en toda guerra, nos duele decir el nombre de los caídos en batalla contra Lord Voldemort, desde su regreso hasta su caída.

Sirius Black

Colin Creevey

Albus Dumbledore

Cedric Diggory

Severus Snape

Remus Lupin

Nymphadora Tonks

Fred Weasley”

Habían muchísimos más, tantos que podía quedarse toda su tarde ahí y no acabar, conocía a algunos solo porque sus padres les habían hablado de la batalla y de lo horrible que fue, Lily acaricio la foto de su padre, muchísimo más joven y abatido por la batalla. Frank, por el contrario, saludo a un joven Neville Longbottom el cual estaba junto a su abuela.

―Deberíamos irnos, tengo hambre―

―Frank, comiste hace una hora―

De todas maneras, acabaron yendo al Gran Salón, Lily le dedico una mirada de verdadero odio a Peter Goyle, vio que estaba tragando, así que disimuladamente, susurro un hechizo que hizo que el pelo de Peter se incendiara           

Goyle empezó a sacudirse violentamente para ver si así se iba, todos sus pasteles comenzaron a caer sobre su uniforme, con risas de los propios Slytherin y del resto del colegio, Lily se dejó caer sobre su asiento mientras Lysander y Fred estaban muertos de la risa en el suelo.

―Esa es mi dulce y tierna hermanita―Felicito James pasándole un brazo por los hombros―Al final si vienes con nosotros a Hogsmeade ¿No?

―Por  supuesto―Sonrió ella, divertida, hasta que llego Minerva McGonagall y tosió para que los estudiantes tuvieran su atención.

―Lamento decirles, que los paseos de Hogsmeade, han sido cancelados―

Las cuatro casas comenzaron a hablar entre sí, murmurando y preguntándose qué había pasado, Lily vio que su prima Dominique, prefecta de Ravenclaw, tenía el ceño fruncido, se preguntaba qué había pasado y que le habían dicho a los prefectos, o si se les habían dicho algo de verdad. Minerva pidió silencio y pidió que todos regresaran a sus respectivas salas comunes.

“¡Por aquí, Hufflepup!”

“¡Slytherin, uno detrás del otro!”

“No empujen, Ravenclaw”

“Gryffindor, con calma y con silencio”

En cuanto llegaron a la Sala Común, Lily hacia su tarea de pociones por la noche, cuando James bajo a su habitación, algo agitado.

―Lily ¿Has visto a Albus? ―

Lily negó con la cabeza y James pregunto algo más, algo que si era relevante.

― ¿Y mi capa invisible? No me molesta que la haya tomado, es de los tres, pero no es de él escaparse de noche―

Lily volteo a ver la ventana del castillo, mirando las estrellas, Albus no era del tipo de persona que iría solo a vengarse, por más que fue fuera amigo de Scorpius Malfoy, si lo conocía bien, seguro que iría a hablar con un adulto. Así que lo mejor era despreocuparse, además, Albus tenía la copia del mapa, todo estaría bien.

--

“Fénix”

Dicho eso,  se abrió el despacho de la directora, esperaba que ella estuviera dormida, y debería, porque los cuadros también.

Albus se quitó la capa invisible, y mirando a ambos lados, susurro.

―Profesor Snape―Llamo Albus al cuadro, pero continuaba dormido, esperaba no despertar a Dumbledore. Así que lo intento de nuevo.

―Profesor Snape, despierte por favor―

Nada, absolutamente nada.

Albus se puso las manos en los bolsillos y saco su varita y susurro.

―Accio: piedrita―

Una piedra no muy grande apareció en su mano y se la lanzo al ex director, el cual estaba furioso.

― ¿¡Quién fue el que…!? Oh, Albus, eres tú, no me digas que tienes también la manía de tu hermano, padre y abuelo de estar tonteando por las noches con la Capa Invisible―

―Sshh, profesor, lamento mucho despertarlo, pero tengo un problema y no puedo hablarlo con James o Lily porque podrían tildarme de loco y necesito su ayuda―

Snape miro a su pequeño tocayo, aun con el resto del cuerpo sin poderse ver gracias a la Capa.

― ¿Y que es, para que  vengas a plena noche? ―

―Profesor Snape ¿Los sueños significan algo? ―

―Te confundiste, despierta a Dumbledore o ve mañana con Trewlaney para que te lea la mano―

― ¡Soñé con mi abuela y con mi abuelo! ―Susurro, aparentemente harto, la mirada de Snape cambio totalmente, si era de Lily Evans, era de total y vital importancia, aun mas, cuando el Potter del medio se portaba tan bien y estaba rompiendo una regla.

―Habla rápido, Albus, la noche no durara para siempre―

 


Comments